¿Qué permisos de residencia no vinculados a la actividad laboral permiten trabajar?

Permisos de residencia sin trabajo

Para que un profesional extranjero pueda trabajar en España es necesario que tenga un permiso que le permita hacerlo, pero no siempre debe ser un permiso de residencia y trabajo.

Existen una serie de permisos que no se conceden expresamente para que la persona pueda desarrollar una actividad laboral aunque permiten trabajar de manera legal. Son los siguientes:

  • El permiso de residencia por reagrupación familiar para el cónyuge o pareja de hecho: el titular de este permiso está autorizado para trabajar sin que tenga que realizar ningún trámite administrativo extra, ya sea por cuenta ajena o por cuenta propia, en cualquier parte del territorio español. No obstante, si la actividad es sostenida en el tiempo y con un salario que supera el Salario Mínimo Interprofesional, el titular debe solicitar un permiso individual.
  • El permiso de residencia por reagrupación familiar para los descendientes: siempre que el titular cumpla con las condiciones de edad, podrá trabajar tanto por cuenta ajena como por cuenta propia, en cualquier lugar de España, sin necesidad de ningún trámite administrativo. Este tipo de permiso no tiene una duración ilimitada, por lo que es conveniente que el hijo solicite un permiso individual una vez que la actividad profesional que desarrolle tenga entidad suficiente y sea económicamente independiente.
  • El permiso de residencia de familiar de ciudadano de la Unión para cónyuge o pareja de hecho: los titulares de este permiso pueden realizar cualquier actividad, tanto por cuenta ajena como por cuenta propia, excepto aquellos trabajos reservados a ciudadanos comunitarios.
  • El permiso de residencia de familiar de ciudadano de la Unión para descendientes y ascendientes: los hijos mayores de 21 años y los padres que vivan a cargo del ciudadano comunitario no pueden trabajar si ese trabajo los lleva a perder la condición de dependiente.  Solo pueden trabajar cuando los ingresos obtenidos no supongan un recurso necesario para su sustento y el contrato a jornada completa tenga una duración que no supere los tres meses en el cómputo anual ni tenga una continuidad en el mercado laboral.
  • El permiso de estudiante para especialización en el ámbito sanitario: los extranjeros que tengan un título español o uno extranjero reconocido u homologado de licenciado o graduado en medicina, farmacia, enfermería u otros que accedan a plazas de formación sanitaria especializada, podrán realizar las actividades laborales especiales de residencia para la formación de especialistas en Ciencias de la Salud, sin la autorización de trabajo. En estos casos, se debe comunicar a la Oficina de Extranjería competente.

Para más información, puede contactar con nuestros expertos en permisos de residencia y trabajo en España

Blog gestoría extranjería Madrid, Barcelona, Valencia

dudas

¿Tienes alguna duda?

Si tienes alguna alguna duda acerca de "¿Qué permisos de residencia no vinculados a la actividad laboral permiten trabajar? " ponte en contacto con nosotros.

Contacta ahora
Anterior
Siguiente